3 tips para verte PRO en una entrevista remota

No es lo mismo tomar videoconferencias con tu equipo o familia, que hacerlo con un periodista o el de RH. A tus primos les parecerá “chistoso” el muñeco de He-Man del librero detrás; al periodista o al reclutador no.


Una entrevista en tiempos de pandemia requiere de un extra de cuidado que cuando son en persona. Lo que salga por tu boca es muy importante, por supuesto, pero también todo lo que dices sin hablar.


Por ello, aquí están tres consejos básicos para verte PRO en una entrevista en video. Tal vez te suenen obvios… o no tanto.


1. USA LUZ EXTRA.

¿Es obvio cuidar la iluminación? Tal vez te sorprenda saber que muy pocas personas usan equipo adicional para iluminarse bien. Consigue una lámpara de “luz de anillo led”. Así escríbelo en el buscador de Amazon. Hay opciones muy accesibles, de menos de $30 dólares. Y, por favor, no creas que es solo para influencers o tiktokers.


Coloca el anillo de luz al frente, detrás de la computadora y ajusta el tono de la lámpara y el brillo. Ajústalo viendo cómo te ves en la cámara de la computadora. Un detalle: no pongas el aro enfrente si tienes lentes, porque se van a ver dos círculos blancos en las micas de tus gafas, que distraerán mucho a tu interlocutor.


Si usas lentes, este es el tip de experto: pon la lámpara de lado. Que te ilumine del lado donde no está la luz de la ventana (o como te veas mejor en la cámara).


2. CUIDA EL ENCUADRE.

Antes de hablar de esto, ¡SIEMPRE TOMA LAS ENTREVISTAS EN UNA COMPUTADORA! Nada de “es que no estoy frente a una”, o “me agarraron camino al aeropuerto”. Si quieres verte PRO, siempre hazlo con una computadora, y no con el celular.


Dicho esto, el encuadre es clave: la cámara debe estar a la altura de tus ojos. Usa libros, una mesita, lo que sea para elevar la laptop. Siéntate bien y mira al frente, lo que tus ojos deber ver es la cámara. Esa es la altura correcta. (También puedes bajar la silla para que quedes a esa altura).


Ya en esa posición, tu cabeza debe tener un 10% de espacio entre donde termina tu cabello y el marco de la toma. Es un 10% del total del encuadre. Y céntrate en la toma. Algunos periodistas graban la sesión para luego subirla en video a sus sitios en internet o redes sociales, y ponen subtítulos. En ese encuadre, las letras no taparán tu cara.


3. MIRA DETRÁS.

A muchas personas les parece “cool” o “lucidor” tener su librero de fondo. Está bien, como te sientas mejor. Solo una cosita: antes de entrar a la reunión, cuando actives la cámara para probarla, no solo te peines, fíjate qué tienes atrás.


Sí, tu colección de Funkos está increíble, pero no refleja profesionalismo. ¿Qué pensaría tu entrevistador si atrás de ti hay puros libros de vampiros para adolescentes? Tampoco se ven pro las copas del equipo de fútbol, o que esté todo hecho un desorden, con papeles por todos lados fuera de lugar.


El fondo habla de ti. ¿Qué dice de ti el fondo que siempre usas en tus llamadas profesionales? La recomendación: busca un fondo neutro, una pared de color claro liso (es decir, sin figuras o pósters).


Por último, no pongas un fondo virtual, o esos que difuminan lo que hay atrás, solo hace pensar que estás ocultando algo (y distrae ver mal cortada tu cabeza).


#mediatraining #entrevistas #medios #voceros #entrenamientodevoceros